El Portal de Noticias de Santa Fe

Inflación changuito

Los alimentos aumentaron 33 % en el último año

El 19 % de los productos relevados superó subas interanuales del 50 %.

Lunes, 06 de agosto de 2018

De acuerdo a lo que se desprende del último informe del Centro de Estudios para el Desarrollo Económico Benjamín Hopenhayn, la inflación continúa representando un tema central en la agenda económica del país y "el incremento en los precios no da tregua, en un marco de caída de la actividad económica".

"Si bien ya se ha comenzado a reconocer que la inflación «presupuestada» oficialmente no podrá cumplirse, se continúan tomando medidas que profundizan el incremento en los precios: nuevos incrementos en las tarifas de los servicios públicos, combustibles y otros elementos fundamentales en la formación de precios", advierte el trabajo.

MENSUAL

Y recuerda que según los datos del IPC nacional, en junio de 2018 el incremento mensual del nivel general fue del 3,7% mientras que el rubro alimentos y bebidas no alcohólicas aumentó un 5,2%.

32,9 % ANUAL

Los números que arrojó el relevamiento en términos interanuales de los más de 135 productos disponibles entre julio de 2017 y julio de 2018 fueron los siguientes:

El aumento interanual ponderado promedio de la canasta básica fue del 32,9 % y el incremento mensual fue del 2,3%.

EVOLUCIÓN

El 19 por ciento de los productos relevados –27 productos– superó incrementos interanuales del 50%.

El 30 por ciento –42 productos– se comportó dentro de una franja de aumentos del 33% al 50% interanual.

El 45 por ciento –63 productos– aumentó entre un 0,1% y un 32,9% interanual.

El 5 por ciento –7 productos– no presentó variaciones e incluso disminuyó sus precios. La variación acumulada de los incrementos en los alimentos y bebidas durante el período enero-julio fue del 22,6%.

SOLO ALIMENTOS Y BEBIDAS

En este sentido, hay que destacar que se incluye solamente los datos correspondientes a Alimentos y Bebidas (uno de los nueve rubros que componen el Índice de Precios).

Es decir, quedan excluidas las variaciones en las tarifas a los servicios como luz y gas –que impactan directamente en los precios de los bienes de la canasta básica, ya que representan un costo muy importante en la producción, distribución y almacenamiento de dichos bienes–, el combustible, las prepagas, los alquileres, los espacios de esparcimiento, entre otros, que afectan fuertemente el bolsillo de cualquier ciudadano.

Es decir, solo en alimentos y bebidas, entre enero y julio el incremento fue superior a lo esperado para todo el año 2018.

Otro dato importante a tener en cuenta es que, si bien la variación mensual registrada en julio fue menor a la observada en el mes anterior, la variación interanual supera el techo previsto en el acuerdo con el FMI.

 

 

Fuente: Uno Santa Fe

Comentarios
Escribir bien. Escribir bien.
encuesta

Estás a favor de:

Ver Resultados